Por una vereda pública, gratuita y de calidad
Nota

Por una vereda pública, gratuita y de calidad

Si usted vive en la ciudad de seguro conoce la vereda, esa amiga entrañable que se regocija cada vez que la pisamos y que es testigo de muchos de los acontecimientos más importantes de nuestras vidas: cuántos primeros pasos, cuántos primeros besos, cuántos ataúdes ha visto pasar, cuántos secretos ha escuchado, cuántos tropiezos que hemos querido silenciar. Sigue leyendo